Feng Shui en tu hogar – Parte I

Seguro que has leído u oído algo sobre Feng Shui. En este artículo, Feng Shui en tu hogar – Parte I, se resume qué es y cómo aplicarlo. 

El Feng Shui es un antiguo arte nacido en China. Con él se trabaja la energía vital (chi) de todos los objetos y elementos y la modifica para un fin concreto. Somos sensibles a la energía y si ésta fluye de manera armoniosa nos favorece notablemente.

El chi se mueve como el agua, y es transparente como el viento. No podemos verlo pero podemos apreciar su influencia en nosotros. Con las técnicas del Feng Shui modificamos el fluyo del chi y lo ralentizamos, energizamos, modificamos, equilibramos…

Zen
Piedras en equilibrio

Vamos a ver paso a paso cómo aplicarlo en nuestro hogar.

1º. Cimientos

Para favorecer el flujo del chi son necesarios unos cimientos sólidos que para este arte son el orden y la limpieza. Es muy importante el orden, que todo tenga su lugar y que sea fácil de encontrar.

Con estos dos aspectos tomados en cuenta y aplicados en casa ya notamos una mejora considerable en el ambiente.

2º. Corrientes

Lo siguiente es identificar las corrientes del chi. El flujo de esta energía se mueve entre aberturas. Donde haya una abertura habrá una entrada de chi  (puertas y ventanas, no atraviesa las paredes) y se irá moviendo hasta encontrar otra abertura. Cuando entre aberturas no hay objetos el flujo de la energía es demasiado rápido y no es armoniosa, lo ideal es ralentizar esa corriente colocando cortinas, una alfombra, muebles, plantas… Así conseguimos que el chi se mueva más lentamente y nos beneficiemos de él.

3º. Me gusta/No me gusta

Debemos conservar elementos que nos gusten y eliminar los que no para hacer hueco a esos nuevos que nos aportarán cosas buenas. Haremos lo mismo con lo que sea o no útil. Todo elemento que no nos guste o que no sea útil resta y debemos deshacernos de él.

4º. Yin – Yang

Esta fase consiste en encontrar un equilibrio Yin/Yang.

Las características de un objeto le otorgan fuerza Yin o Yang. El equilibrio entre objetos de ambas fuerzas nos ayudará a encontrarnos mas estables y a gusto. Esta lista es un breve ejemplo de características Yin y Yang.

Listado Yin/Yang

Por ejemplo, si tengo un marco de fotos cuadrado tendrá energía Yang por ser anguloso. Pero, ¿qué pasa cuando un objeto tiene varias características de ambas fuerzas?

Bien, en ese caso debemos percibir qué es lo que nos llama más la atención de éste. Su color, su forma, su temperatura… y esa será la característica que determine si es Yin o Yang. Al fin y al cabo, ese objeto te afecta a ti por lo que tu percepción es la única que importa.

Si al hacer el análisis descubrimos que hay mucha influencia Yang sería conveniente cambiar la distribución y/o añadir elementos Yin y viceversa.

En la siguiente entrada del blog explico las fases restantes. https://mardelesteinteriores.com/feng-shui-en-tu-hogar-ii/

Si prefieres que te ayude o asesore con algún concepto no dudes en ponerte en contacto https://mardelesteinteriores.com/hablamos. Sígueme en instagram para más tips https://www.instagram.com/mardeleste_interiores/

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

2 ideas sobre “Feng Shui en tu hogar – Parte I”